A National Award-Winning Publication

Negocios Now announces 50 Most Influential Latinos in Chicagoland

Negocios Now's 50 Most Influential

Negocios Now, a national award-winning publication focused on Hispanic business, announces its list of the 50 Most Influential Latinos in Chicago for 2020.

The list includes top Hispanic executives in business, nonprofits, government, healthcare, and other areas where Latinos are making a clear difference in this country.

“We think this is one of the most powerful selections of Latino leaders in Chicago since we started Negocios Now in 2007,” said Publisher Clemente Nicado. “It’s a privilege for our publication to have them in this edition.”

Selecting Latino talent is always a challenge, he said. There are so many outstanding people, and each list draws more and more nominations. We are happy to have the support to celebrate the achievement of our community, said Nicado. We live in challenging times, but challenges are always necessary for our quest to grow as entrepreneurs and a minority, he added.

Since it’s founding 14 years ago, Negocios Now has been a unique resource for understanding Hispanic businesses in the Chicago area, and it has served as a bridge between the Latino business community and corporations, government entities, and nonprofits.

“I want to say thank you to all of the award winners, and to our sponsors, for making this edition possible. They are a beacon of hope for our community as it struggles to move forward in one of the most difficult times of our lives,” said Nicado.

Founded by Nicado, a former international correspondent and former journalist at the Chicago Tribune, Negocios Now has received more than 20 national awards from the National Association of Hispanic Publications and received a Peter Lisagor Award from the Chicago Headline Club in 2012 for general excellence. In 2018, Nicado was selected the Latino Publisher of the Year by NAHP.

Negocios Now is the creator and host of Who’s Who in Hispanic Chicago and Latinos 40 Under 40 Special editions and events to recognize the young generations of Latinos in Chicago and New York City.

Below is the list of the 50 Most Influential Latinos in 2020

1-Joe Almeida

Chairman, President & CEO 

Baxter International

2- Arabel Alva Rosales

President and CEO

AAR Tech 

3- Juan Andrade Jr.

President

United States Hispanic Leadership Institute

4- Martin Cabrera Jr.  

Founder & CEO

Cabrera Capital Partners, Cabrera Capital Markets

5- Olga Camargo

Founder & CEO

FARO Associates

6- Gloria Castillo

Director

Together We Rise

7- Rubén Castillo

Litigator

Akerman

8- Adela Cepeda

Finance specialist

9- Ramón “Ray” Cepeda

Senior Managing Director

The Northern Trust

10- Elizabeth Colón 

President & Founder 

Metaphrasis Language and Cultural Solutions

11- Pedro DeJesus 

Executive Vice President

Tampico Beverages Inc.

12- Marcelo De Santis

Executive advisor

ThoughtWorks

13- Dr. Marina Del Rios

Director of Social Emergency Medicine, Associate Professor

University of Illinois at Chicago

14- Jaime di Paulo

President and CEO

Illinois Hispanic Chamber of Commerce

15- Joseph Dominguez

CEO 

ComEd 

16- Omar Duque

President

HITEC

17- Rosa Escareño

Commissioner

Chicago Department of Business Affairs and Consumer Protection

18- Ricardo (Ric) Estrada 

President and CEO

Metropolitan Family Services

19- Sol Flores

Deputy Governor

State of Illinois

20- Jesus “Chuy” Garcia

Representative

U.S. Congress

21- Rodrigo Garcia

Deputy State Treasurer

State of Illinois

22- Alicia Gonzalez

Executive Director 

Cubs Charities

23- Francisco Gonzalez Pulido

Founder

FGP Atelier 

24- Rey B. Gonzalez

President and CEO

El Valor

25- Richard A. Gonzalez

Chairman & CEO 

AbbVie 

26- Julieta LaMalfa

Director

Stout | Wintrust board

27- Susana A. Mendoza

Comptroller

State of Illinois

28- Juan Gabriel Moreno 

President

JGMA 

29- Patricia Mota

President & CEO

Hispanic Alliance for Career Enhancement

30Oscar Munoz

Executive Chairman 

United Airlines Holdings Inc.

31- David Olivencia

Managing Director

Accenture

32- Gregg Ontiveros 

CEO

Group O

33- David Ortiz

Credit Executive

BMO Financial Corp.

34- Patricio Miguel

CEO

The Kraft Heinz Co.

35- Jorge Perez

Executive Director

Hispanic American Construction Industry Association

36- Jose Luis Prado 

Executive Advisor Partner

Wind Point Partners

37- Maria de J. Prado

Partner, Co-founder, President

Prado & Renteria CPAs

38- Sylvia Puente

President and CEO

Latino Policy Forum

39- Raul I. Raymundo 

Founder

The Resurrection Project

40- Jesse G. Reyes

Justice

Illinois Appellate Court

41- Emma Rodriguez-Ayala

General Counsel

LGIM America

42- Robert Rodriguez

President

DRR Advisors

43- Celena Roldán

CEO

American Red Cross of Chicago & Northern Illinois

44- Hipolito (Paul) Roldan

CEO

Hispanic Housing Development Corp.

45- Jesse Ruiz 

Deputy Governor

State of Illinois

46- Juan Salgado

Chancellor

City Colleges of Chicago

47- José R. Sánchez  

President & CEO

Humboldt Park Health

48- Carmen Solano-De Carrier

Owner-operator

McDonald’s

49- Neli Vazquez Rowland  

Co-founder

A Safe Haven

50- Lizette Williams

Global marketing head

Facebook

Familias de más altos ingresos quedarían fuera de nueva ronda de cheques

Nueva ronda de cheques

Millones de familias de más altos ingresos quedarían por fuera de la próxima ronda de cheques de estímulo.

Tras negociaciones con senadores demócratas “moderados”, que no estaban satisfechos con la versión de la Cámara de Representantes del plan de rescate de 1.9 billones de dólares, el presidente Joe Biden llegó a un acuerdo con ellos para reducir la elegibilidad de los nuevos pagos directos de 1.400 dólares a los contribuyentes.

Según trascendió en las últimas horas, los demócratas habían aceptado reducir a 80,000 dólares anuales por persona o 160,000 por pareja, de los 100,000 y 200,000, respectivamente que contemplaba el plan de la Cámara de Representantes.

Eso significa que, según CNN, unas siete millones de familias no recibirán el pago total que estipulaba la versión de la Cámara baja.

La Cámara de Representantes aprobó el pasado 27 de febrero el plan de rescate de 1.9 billones de dólares del presidente Joe Biden para hacerle frente a la crisis del Covid-19.

El paquete incluye otra ronda de pagos directos a la mayoría de familias, asistencia adicional para los desempleados, más recursos para la campaña de vacunación, ayuda de emergencia para los gobiernos locales y estatales, y proporcionaría fondos para las pequeñas empresas y otros sectores afectados por el coronavirus.

El proyecto de ley fue aprobado con 219 votos a favor, todos demócratas, y 212 en contra, y ahora pasa al Senado, donde enfrenta la resistencia de legisladores republicanos, que lo consideran muy costoso, aunque se espera que reciba luz verde y sea promulgado en las próximas semanas por el presidente Biden.

Tras su aprobación por la Cámara de Representantes, Biden urgió al Senado que aprobara lo más pronto el plan porque “no tenemos tiempo que perder”.

Con la aprobación del paquete, “estamos un paso más cerca de vacunar a la nación, estamos un paso más cerca de poner $ 1,400 en los bolsillos de los estadounidenses. Estamos un paso más cerca de extender los beneficios por desempleo para millones de estadounidenses que pronto los perderán”, agregó Biden.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Departamento de Comercio da buenas noticias sobre la economía

El aumento gradual del salario mínimo a 15 dólares para 2025 probablemente será excluido de la versión final del paquete debido a que no cumple con reglas del Senado.

La medida destinaría 15 mil millones de dólares al programa de Préstamos por Desastre por Lesiones de Emergencia, que maneja la Agencia Federal de Pequeños Negocios de Estados Unidos (SBA), para otorgar préstamos a largo plazo y con interés bajo a los pequeños negocios.

El proyecto de ley proporcionaría $ 15 mil millones al programa de Préstamos por Desastre por Lesiones de Emergencia, que proporciona préstamos a largo plazo y con bajo interés de la Administración de Pequeñas Empresas. A las pequeñas empresas gravemente afectadas con menos de 10 trabajadores se les dará prioridad para recibir parte del dinero.

El Programa de Protección de Cheques de Nómina (PPP) de la SBA obtendría siete mil millones de dólares adicionales.

“Mi Plan de Rescate de Estados Unidos llega a lo más hondo de esas crisis y pondrá a nuestro país en camino a reconstruirse mejor”, ha insistido Biden.

Redacción Negocios Now

Aprendiendo a vivir de nuevo

Aprendiendo a vivir de nuevo

El brillo de sus ojos, el gozo de su sonrisa, la alegría con que mueve su cuerpo debilitado por la enfermedad. Todo en él envía un único y rotundo mensaje: ¡Agradecido de estar vivo!

“Como me dicen mis cuidadores y mi familia: ‘Has vuelto a nacer. Ahora tienes que aprender a vivir de nuevo’”, dijo Vicente Perez Castro. “Fue una experiencia muy dura”.

Algo así como ir al infierno… y volver.

Perez, un cocinero de 57 años de Long Beach, California, apenas podía respirar cuando ingresó, el 5 de junio, en el centro médico Harbor-UCLA del condado de Los Angeles. Dio positivo en la prueba de covid-19 y pasó tres meses en la unidad de cuidados intensivos (UCI), casi todo el tiempo conectado a un ventilador con un tubo en la garganta. Otro tubo llevaba los nutrientes a su estómago.

En un momento dado, los médicos le dijeron a su familia que no iba a sobrevivir y que debían considerar la posibilidad de desconectar el equipo que lo mantenía vivo. Pero su hija de 26 años, Janeth Honorato Perez, uno de sus tres hijos, dijo que no.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Humboldt Park tiene un hospital con su nombre

Y así, una luminosa mañana de febrero, medio año después, se convirtió en el paciente externo que recorría lentamente, con un andador, una sala de techos altos del Centro Nacional de Rehabilitación Rancho Los Amigos, en Downey; uno de los cuatro hospitales públicos del condado de Los Angeles, y el único cuya misión principal es la rehabilitación de pacientes.

Perez, que mide 1,65 m, había perdido 72 libras desde que se enfermó. Sus piernas no estaban firmes y le costaba respirar, mientras avanzaba con dificultad. Pero se mantuvo en movimiento durante cinco o seis minutos, “una gran mejora” desde finales del año pasado, cuando sólo podía caminar durante 60 segundos, dijo Bradley Tirador, uno de sus fisioterapeutas.

Rancho Los Amigos cuenta con un equipo interdisciplinario de médicos, terapeutas y fonoaudiólogos que proporcionan atención médica y mental, así como terapia física, ocupacional y recreativa.

Atiende a una población que se ha visto desproporcionadamente afectada por la pandemia: el 70% de sus pacientes son latinos, al igual que el 90% de sus pacientes de covid. Casi todos carecen de seguro o están acogidos a Medi-Cal, el programa de seguros gestionado por el gobierno para personas con bajos ingresos.

Rancho es uno de los cada vez más numerosos centros médicos del país que cuentan con un programa específicamente diseñado para los pacientes que sufren los efectos que aparecen luego de haber tenido covid. El Centro de Atención Post-Covid del Sistema de Salud Mount Sinai de Nueva York, inaugurado el pasado mes de mayo, fue uno de los primeros.

La Universidad de Yale, la Universidad de Pennsylvania, UC Davis Health y, más recientemente, el Centro Médico Cedars-Sinai de Los Angeles son algunos de los sistemas de salud con servicios similares.

Rancho Los Amigos sólo trata a pacientes que se recuperan de enfermedades graves y de largas estancias en la UCI. Muchos de los otros centros post-covid también atienden a quienes tuvieron casos más leves de la enfermedad, no fueron hospitalizados y posteriormente experimentaron una multitud de síntomas difusos, difíciles de diagnosticar pero incapacitantes; a veces descritos como “covid de larga duración”.

Los síntomas más comunes son la fatiga, los dolores musculares, la falta de aire, el insomnio, los problemas de memoria, la ansiedad y las palpitaciones. Muchos profesionales de la salud afirman que estos síntomas son igual de frecuentes, o quizá más, entre los pacientes que sólo han sufrido covid moderado.

Una encuesta realizada por los miembros del Grupo de Apoyo Covid-19, de la organización Body Politic, demostró que entre los pacientes que habían sufrido covid de leve a moderado, el 91% seguía experimentando algunos de esos síntomas, una media de 40 días después de su recuperación inicial.

Otros estudios estiman que un 10% de los pacientes desarrollarán algunos de estos síntomas prolongados. Con más de 28 millones de casos confirmados en Estados Unidos, y en aumento, este síndrome post-covid es una preocupación creciente.

“Lo que podemos decir es que entre 2 millones y 3 millones de estadounidenses, como mínimo, van a necesitar rehabilitación a largo plazo como consecuencia de lo que ha sucedido hasta hoy, y sólo estamos al principio”, aseguró David Putrino, director de innovación en rehabilitación de Mount Sinai Health.

Los profesionales de la salud parecen ser cautelosamente optimistas en cuanto a que la mayoría de estos pacientes se recuperarán por completo. Señalan que muchos de los síntomas son comunes en quienes han padecido otras enfermedades virales, como la mononucleosis y la enfermedad por citomegalovirus, y que tienden a resolverse con el tiempo.

“Los pacientes se recuperarán y podrán volver a hacer su vida normal”, señaló la doctora Catherine Le, codirectora del programa de recuperación de covid en el Cedars-Sinai. Pero durante los próximos uno o dos años, “creo que veremos personas que no se sienten capaces de volver a los trabajos que hacían antes”, añadió.

Rancho Los Amigos se ha planteado empezar a aceptar pacientes que sufrieron un impacto leve de la enfermedad y que, luego, desarrollaron el síndrome post-covid, según Lilli Thompson, jefa de la división de terapia de rehabilitación. Por ahora, el principal esfuerzo consiste en atender todos los casos graves que les llegan directamente de los tres hospitales públicos de la red, explicó Thompson.

Los pacientes más graves pueden presentar graves daños neurológicos, cardiopulmonares y musculoesqueléticos. La mayoría, como Perez, han perdido una cantidad significativa de masa muscular. Suelen padecer el “síndrome post-UCI”, un conjunto de síntomas físicos, mentales y emocionales que pueden solaparse con los síntomas de covid de larga duración, lo que dificulta determinar qué parte de su estado es un impacto directo del coronavirus y qué parte es el impacto más general por meses en cuidados intensivos.

La gran sala de rehabilitación rectangular en la que Perez se reunió con sus terapeutas a principios de este mes es mitad gimnasio y mitad reproducción de una vivienda. Una parte del espacio está ocupada por pesas, máquinas conectadas por vídeo que ayudan a reforzar el control de las manos y cintas de correr de alta tecnología, incluida una que reduce la fuerza de la gravedad, lo que permite a los pacientes, que se sienten inseguros de pie, a caminar sin caerse. “Les decimos a los pacientes que es como caminar sobre la luna”, dijo Thompson.

En el otro extremo de la sala hay un televisor de pantalla grande y un sofá bajo, que ayuda a practicar cómo pararse y sentarse sin hacer un esfuerzo excesivo. En una zona de dormitorios, los pacientes vuelven a aprender cómo hacer y deshacer sus camas. A pocos metros, un pequeño espacio de oficina les ayuda a trabajar en las habilidades informáticas y telefónicas que pueden haber perdido.

Como Perez era cocinero en el restaurante de un hotel antes de caer enfermo, su terapia ocupacional incluye la preparación de comidas. Se puso junto al fregadero, enjuagando lechugas, zanahorias y pepinos para una ensalada, y luego los llevó a una mesa, donde se sentó y los cortó con un cuchillo afilado. La mano con el cuchillo le temblaba peligrosamente, así que la terapeuta ocupacional Brenda Covarrubias le puso una muñequera con peso para estabilizarla.

“Se prepara para recuperar las habilidades y la resistencia que necesita para su trabajo, así como para las actividades diarias de rutina, como pasear a los perros y subir escaleras”, explicó Covarrubias.

Perez, que emigró a Estados Unidos desde Guadalajara, México, hace casi dos décadas, se mostraba animado y optimista, a pesar de que su voz era débil y su cuerpo frágil.

Cuando su fonoaudióloga, Katherine Chan, le quitó la mascarilla para realizar ejercicios de respiración, señaló el bigote que le había crecido recientemente, exclamando alegremente que se lo había recortado él mismo. Y, dijo, “ya puedo cambiarme de ropa”.

Semanas antes, Perez había mencionado lo mucho que le gustaba bailar antes de enfermarse. Así que lo incorporaron a su terapia física.

“Vicente, ¿estás listo para bailar?” le preguntó Kevin Mui, un estudiante de fisioterapia, mientras otro miembro del personal ponía una melodía del grupo de cumbia colombiano La Sonora Dinamita.

Lentamente, temblando, Perez se paró. Se sujetó en una posición erguida y empezó a arrastrar los pies de delante a atrás y de lado a lado, moviendo las caderas al ritmo, con el rostro radiante por la pura alegría de estar vivo.

Esta historia fue producida por KHN, que publica California Healthline, un servicio editorialmente independiente de la California Health Care Foundation.

 

No es nieve cayendo, es dinero

Negocio de las nieves

Esa cosa blanca en el suelo, esa cosa que todos odian palear y conducir sobre ella, significa mucho dinero para un negocio latino.

Tovar Snow Professionals se dedica exclusivamente a quitar nieve. Tiene 4,000 trabajadores, opera en 10 estados y en su sitio web enumera como clientes a Target, Walmart, Home Depot y el Servicio Postal de EE. UU., entre otros nombres reconocidos.

Este año, dijo su propietario Jeff Tovar, la compañía ganó alrededor de $120 millones. Por supuesto que los ingresos dependen de las nevadas. “Cualquier año que supere el promedio es un buen año, y este año nos cayó toda la nieve desde aproximadamente el 15 de enero hasta aproximadamente el 22 de febrero”, aseguró Tovar.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Humboldt Park tiene un hospital con su nombre

También fue un buen año, a pesar de la pandemia. “En cuanto a nuestro personal de tiempo completo, hemos tenido a todos trabajando desde casa desde marzo, por lo que nuestras oficinas están bastante vacías”, dijo. La excepción son los mecánicos y los representantes de campo, pero la empresa trata de mantenerlos a todos separados, con máscaras, y ha establecido un límite de una persona por camión. Sin embargo, el año de la pandemia también generó desafíos.

“El mayor desafío ha sido el trabajo en las aceras, muy difícil de conseguir este año”, manifestó Tovar. Dijo que cree que el beneficio por desempleo y otras ayudas gubernamentales desaniman a la gente a querer trabajar limpiando aceras. Tovar Snow Professionals es una empresa comercial minoritaria certificada, algo que ha sido un gran beneficio para su crecimiento.

La clave, dijo, son todos los nuevos clientes potenciales que conoce a través del Consejo de Desarrollo de Proveedores Minoritarios de Chicago y la Cámara de Comercio Hispana de Illinois (IHCC).

Después de 30 años en el negocio, en 2020 Tovar Snow Professionals fue vendido a Aero Snow de Westbury, Nueva York. La combinación creó la empresa de nieve más grande de Norteamérica, informó la revista Snow, una publicación comercial de la industria. Tovar y su equipo directivo continuarán desempeñando funciones de liderazgo en la nueva empresa. Y tiene una visión simple del futuro: hacer crecer la empresa y generar oportunidades para los empleados.

Redacción Negocios Now

Humboldt Park tiene un hospital con su nombre

Humboldt Park

José Sánchez llegó a Chicago hace más de una década con la difícil tarea de salvar al entonces Norwegian American Hospital de la bancarrota. Gracias a su visión y liderazgo, el puertorriqueño hizo historia al lograr la complicada misión.

En estos días, Sánchez ha vuelto a hacer historia. El hospital que resucitó y dirige desde entonces ha cambiado el nombre que ha tenido durante sus 125 años de historia en honor a la comunidad donde se encuentra ubicado.

A finales de enero, el Norwegian American Hospital se convirtió en el Humboldt Park Health, para “reflejar a la comunidad de Humboldt Park más diversa e inclusiva de hoy, una que abarca una variedad de etnias, razas, culturas, idiomas, religiones, estructuras familiares y experiencias”.

“Norwegian American Hospital era el nombre que tuvo el hospital por más de 120 años y reflejaba a la comunidad en ese momento cuando la mayoría de los residentes eran noruegos, quienes fueron los que lo fundaron. Pero con el tiempo, la demografía de la comunidad cambió totalmente”, dijo Sánchez en una entrevista con Negocios Now.

Ahora la mayoría de los residentes de Humboldt Park son latinos, agregó el presidente y CEO del hospital.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Desaparece oficina de Asuntos Latinos de Coca Cola

“Son mexicanos, puertorriqueños y afroamericanos, y entonces decidimos cambiarle el nombre para que sea relevante para la comunidad de hoy en día. Era un cambio que era necesario y fue proceso de renombrar y adaptarse a la realidad de lo que está ocurriendo hoy en nuestra nación, el enfoque en la igualdad”, manifestó Sánchez.

Por ello el hospital fue nombrado “Humboldt Park Health, Advancing Health Equity” o en español, “Promocionando la Equidad en la Salud”, para reafirmar el compromiso de la institución con los cambios sociales, indicó.

“En el cambio de nombre también usamos el concepto de los colores. Por ejemplo, el verde, que es renacer y el azul que viene siendo como confianza”, explicó Sánchez, que agregó que el proceso fue bastante “intenso” y que participaron miembros de la directiva del hospital, del equipo ejecutivo y del personal médico.

Humboldt Park tiene un hospital con su nombre: un cambio positivo

Sánchez dijo que personalmente se siente bien contento con el resultado y que ha sido bien recibido en la comunidad. “Lo que hemos recibido del público y de otras instituciones ha sido muy positivo”.

Además de estrenar nombre y de incorporar los conceptos de equidad social, la institución que dirige Sánchez también ha realizado algunos otros cambios para servir a la comunidad de Humboldt Park, especialmente con la pandemia del Covid-19.

“Hemos establecido una clínica ambulatoria solamente para el tratamiento de personas que tuvieron Covid-19, porque la enfermedad deja secuelas. Ahí tenemos un grupo clínico diversificado para darle el servicio que necesitan esas personas. Es un servicio nuevo”, dijo el CEO del hospital, que tiene a su cargo a un millar de empleados, entre médicos, enfermeras y otros profesionales de la salud.

El Humboldt Park Health es uno de los centros donde se hacen las pruebas de Covid, lo que le ha dado una proyección más amplia en la comunidad, de acuerdo con Sánchez. En el hospital se han realizado más de 25,000 pruebas y ahora, con la vacuna, están administrando las dosis a quienes deben recibirla.

La institución también se ha enfocado en las condiciones sociales y las disparidades que afectan a la comunidad. “Es un programa que, aunque lo teníamos, le estamos dando un poco más de empuje”.

Hacia el futuro

Sánchez dice que los más de 10 años en los que ha estado al frente del hospital han sido de “mucha lucha”, pero que se siente orgulloso por haber hecho “el trabajo que se tenía que hacer”.

“Hace diez años este hospital estaba en bancarrota y a mí me contrataron de Nueva York para salvarlo. Y con el equipo que tengo acá y los empleados lo hemos podido salvar. El objetivo lo cumplimos”, manifestó satisfecho.

El futuro presenta muchos retos, como la financiación del centro y la competencia que existe con otros hospitales, pero Sanchez lo ve con mucho optimismo.

“Cuando nos comparamos con hospitales similares a nosotros en la ciudad de Chicago, creo que el futuro de nosotros es más brillante porque somos un hospital pequeño, más eficiente y enfocado en trabajar con la comunidad”, puntualizó.

Marcelo Wheelock/Negocios Now