A National Award-Winning Publication

Principal oleoducto del país reanuda operaciones en medio de escasez de gasolina

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Gasolina

Colonial Pipeline, la empresa que opera el principal oleoducto del país y que abastece casi la mitad del consumo en la costa este, anunció el miércoles que reanuda sus operaciones luego del ciberataque de la semana pasada, que ha provocado escasez de gasolina en varios estados.

En un comunicado, Colonial Pipeline, cuyo oleoducto transporta diariamente hasta 2.5 millones de barriles de gasolina, diésel y combustible de aviación desde las refinerías del Golfo de México al este del país, dijo que, a pesar de que las operaciones se reanudaron en la tarde del miércoles, “la cadena de suministro de combustible tardará varios días en volver a la normalidad”.

En Florida, Georgia, Carolina del Sur, Carolina del Norte, Alabama, Tennessee, Mississippi, Kentucky, Virginia, West Virginia y Maryland se reportaba escasez de combustible desde el martes y este miércoles la situación se agudizaba luego de que miles de gasolineras tuvieron que cerrar al acabarse el carburante.

Varios estados del sureste del país tuvieron que declarar el estado de emergencia para hacerle frente a la situación y en otros se instó a la población a evitar el acaparamiento y las llamadas “compras de pánico”, como se ha estado reportando en las redes sociales.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Trump vuelve a la carga con su nueva ‘red social’

El gobierno del presidente Joe Biden también declaró el domingo un estado de emergencia regional tras el ciberataque.

En los pocos establecimientos que tenían gasolina este miércoles, se registraron largas filas y en muchos los negocios tuvieron que racionalizar el consumo.

Colonial indicó el miércoles que algunos estados continuarán registrando interrupciones del servicio.

En medio de la crisis, el precio de la gasolina se ha disparado en muchos estados del país. De acuerdo con la Asociación Estadounidense del Automóvil (AAA, por sus siglas inglés), el precio promedio de la gasolina en el país subió seis centavos durante la semana.

El oleoducto de Colonial paralizó su operación la semana pasada tras el ataque perpetrado por un grupo de hackers llamado Dark Side, que se infiltró en la red de la empresa, de acuerdo con el FBI.

Según las autoridades, se hizo a través de un “ransomware”, un software extorsivo cuya meta es impedirle usar su sistema hasta pagar un rescate.

Redacción Negocios Now

Comunicado de Colonial Pipeline (en inglés)

Colonial Pipeline System Disruption
System Restart and Operational Update
Wednesday, May 12, 5:10 p.m.

Colonial Pipeline initiated the restart of pipeline operations today at approximately 5 p.m. ET.

Following this restart, it will take several days for the product delivery supply chain to return to normal. Some markets served by Colonial Pipeline may experience, or continue to experience, intermittent service interruptions during the start-up period. Colonial will move as much gasoline, diesel, and jet fuel as is safely possible and will continue to do so until markets return to normal.

As we initiate our return to service, our primary focus remains safety. As part of this startup process, Colonial will conduct a comprehensive series of pipeline safety assessments in compliance with all Federal pipeline safety requirements.

This is the first step in the restart process and would not have been possible without the around-the-clock support of Colonial Pipeline’s dedicated employees who have worked tirelessly to help us achieve this milestone. We would also like to thank the White House for their leadership and collaboration, as well as the Department of Energy, Department of Transportation, FBI, PHMSA, FERC and other federal, state and local agencies for their ongoing support.

We will continue to provide updates as restart efforts progress.

Más en Negocios Now