Hackers muy activos en 2018

Con ocho formas diferentes de actuar, los piratas cibernéticos han robado datos o información durante los últimos dos años. Una de ellas, el Phishing (suplantación de identidad), ha dejado pérdidas entre 75,000 y 100 millones de dólares por incidente en 2018, de acuerdo con un estudio de Cyxtera Technologies.
 
La compañía presentó la tercera edición de su reporte “The Fraud Beat”, una investigación sobre los ataques más sofisticados y recientes que afectan a empresas, instituciones financieras y consumidores alrededor del mundo. En un listado señala cuáles fueron las tendencias en 2018 y cómo se comportarán este tipo de ataques en los siguientes dos años.
 
El reporte precisa que 90% de los ejecutivos de ciberseguridad informaron que sus empresas fueron blanco de ataques entre 2017 y 2018. Indica que para 2020 el 60% de las compañías habrán sido víctimas de campañas de phishing.
 
En ese periodo hubo un incremento del 229% en el número de ataques de ransomware, y entre 2017 y 2018 más de 200 instituciones bancarias alrededor del mundo han sido afectadas por el virus troyano Trickbot.
 
Indica que cerca del 15% de todas las cuentas de Twitter son cuentas falsas manejadas por robots, y que el 48% de las empresas sufrieron al menos dos brechas de datos en el 2017.  Respecto a la afectación de emails corporativos, globalmente se vio un incremento del 136% en las pérdidas financieras originadas por ataques cibernéticos entre diciembre de 2016 y mayo de 2018.
 
Los incidentes que son mitigados durante los primeros 30 días les cuestan a las organizaciones 4.56 millones de dólares en promedio anualmente. Si la mitigación toma más de 90 días, el costo puede ascender a los 12.07 millones de dólares.
 
Explica que al enfrentare a sistemas de detección de fraude basados en Inteligencia Artificial, los ataques de phishing estándar tienen una tasa de éxito de solo 24%.
 
Las elecciones de mitad de periodo de 2018 en Estados Unidos han sido el más reciente blanco de la interferencia cibercriminal. “Todos los ataques de fraude tienen un objetivo en común: encontrar vulnerabilidades y explotarlas con el fin de robar fondos, información sensitiva, o en el caso de las elecciones en EU, influenciar los resultados del proceso de votación”. 
 
Cyxtera señala que incluso con la abrumadora evidencia, muchas organizaciones siguen empleando soluciones de seguridad independientes que solo se enfocan en amenazas específicas en canales específicos. Este enfoque aislado para la ciberseguridad puede llegar a ser muy costoso, complicado e inseguro.
 
La compañía hace una serie de recomendaciones que abarcan desde una rápida y activa detección de amenazas hasta un monitoreo constante de usos legales de la marca, empresa o corporación.
 
“Si bien la mayoría de las soluciones independientes pueden ser relativamente efectivas para proteger contra amenazas básicas, este reporte muestra que los criminales de hoy son inteligentes y saben adaptarse. 
 
Una estrategia aislada tiene demasiadas vulnerabilidades que los hackers saben cómo explotar. Un marco de seguridad flexible y multinivel es la única forma de protegerse contra la creciente variedad de ciberataques, dice. 
 
“Al integrar soluciones que ofrecen múltiples niveles de protección simultánea, las organizaciones pueden estar seguras de que, incluso si los atacantes superan uno de los niveles, muchos otros estarán listos para detenerlos”, detalla.
 
 

None

2018-11-27T20:28:31+00:00 Economía, Nacional, Negocios, Tecnología|