A National Award-Winning Publication

Qué pueden los pequeños negocios deducir de los impuestos

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Por Migdalis Pérez

A la hora de la declaración de impuestos, los dueños de pequeños negocios pueden beneficiarse de las deducciones fiscales, amortización que, por un lado, reduce el ingreso bruto de la empresa, así como el  monto de los taxes a pagar y, por el otro, aumenta los dividendos del negocio.

Expertos en el tema aseguran que las deducciones fiscales son muy importantes para todo pequeño propietario. Eso sí, subrayan, siempre habrá que determinar muy bien cuáles se ajustan a la empresa en cuestión antes de reclamarlas.

Si eres dueño de un negocio pequeño, y aún no tienes claro qué puedes incluir en tus deducciones fiscales, aquí enumeramos algunas de las más comunes entre las pequeñas empresas:

Pago de empleados: El pago a los empleados representa un costo para el negocio, por tanto, es deducible de impuestos.

Honorarios profesionales: Los honorarios que usted paga a profesionales, como abogados y contadores, también son deducibles.

Gastos de viaje: Los gastos de transportación, hotel y alimentación, pueden ser deducidos si usted viaja por motivos empresariales.

Equipamiento de la oficina: Los muebles, equipos y artículos de su oficina, igualmente pueden ser deducibles. En caso de que la oficina esté en su casa, entonces parte de su hipoteca o renta, así como de los servicios y seguros, también lo serán.

Gastos de automóvil: Los gastos por concepto de gasolina, seguro, reparaciones, millas recorridas, peajes y estacionamientos, igualmente pueden formar parte de la deducción fiscal siempre que el automóvil haya sido usado para gestiones propias del negocio.

Planes de retiro: Si contribuye a planes de retiro, tanto para usted como para sus empleados, entonces puede deducirlos de su contribución anual.

Educación: Los gastos en materia de educación, vinculados con el funcionamiento de su empresa, también pueden incluirse en la deducción fiscal.

Publicidad: Este parámetro es deducible siempre que tenga un claro vínculo con el negocio. Puede incluir publicidad al aire libre; honorarios por anuncios en la TV, la radio y plataformas online; costos asociados al uso de agencias de publicidad, logotipos y lemas comerciales; impresión de tarjetas de negocio, folletos y flyers, y celebración de eventos especiales, entre otros elementos.

Obviamente, estos no son los únicos parámetros que se pueden deducir. Como dueño de negocio, usted deberá revisar todos sus gastos y determinar cuáles son los que califican para una deducción fiscal. Siempre que lo haga de una manera adecuada y bien detallada, la reducción de impuestos será todo un éxito.

También puede leer