A National Award-Winning Publication

Presidentes de cruceros destacan oportunidades en Cuba y potencial de China

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Los presidentes de las principales empresas de cruceros del mundo destacaron hoy en Miami las “oportunidades asombrosas” que ofrece Cuba como destino turístico, una vez que se levante el embargo de EE.UU, y el enorme potencial de China para el turismo de cruceros.
Estas fueron algunas de las principales conclusiones debatidas hoy en la trigésimo primera feria Cruise Shipping de Miami, la mayor cita del mundo del crucero, en la que las navieras expresaron su satisfacción por el “crecimiento robusto” de esta industria que prevé cifras récord en el número de cruceristas para 2015, con cerca de 23 millones de pasajeros.
Respecto a las oportunidades que se abren en Cuba, si bien la falta de infraestructura en la isla caribeña supone un problema sustancial, los presidentes de las cuatro navieras más importantes del mundo coincidieron en que Cuba representa una excelente oportunidad para el sector, resumió Richard Fain, presidente de Royal Caribbean Cruises.
No obstante, Fain precisó que la industria de cruceros todavía no está preparada para incluir a Cuba entre sus planes más inmediatos. “La industria tiene que aprender mucho todavía” de este magnífico destino turístico, algo que forma “parte de la tarea que realizaremos”.
Pero “no estamos listos todavía para Cuba”, reconoció.
Quien sí mostró su determinación en establecer vínculos turísticos con la isla, tan pronto como los aspectos legales se aclaren, fue Frank J. del Río, presidente y gerente general de Norwegian Cruise Line.
Del Río, de 60 años y origen cubano, hizo hincapié en que su naviera mira con expectativas las oportunidades del mercado crucerista en Cuba. “Nosotros sí estamos listos para Cuba”, sentenció.
“En cuanto se levante el embargo a Cuba por parte de EE.UU., que es el principal obstáculo”, nuestra expectativa es considerar la isla caribeña como un destino turístico de gran interés, subrayó.
En la feria se analizaron con satisfacción las previsiones para 2015, un año en el que se espera un incremento del 4 por ciento en el número total de viajeros, hasta los 23 millones.
Una cifra que refleja el éxito de esta industria que ha incrementado en cinco millones el número de viajeros en los últimos seis años y que, no debe olvidar, precisó Arnold Donald, presidente y gerente general de Carnival Corporation, la “responsabilidad contraída con los viajeros”.
Por ello, resaltó Donald, “ya sea Cuba u otro mercado turístico, tenemos que valorar mucho nuestras decisiones”, a la hora de fijar las escalas.
Un comentario que compartió Fain, quien dejó claro que “para incorporar un nuevo mercado como el cubano tenemos que estar en la mejor posición”. “Cuba es diferente y hay que acomodarse a las cuestiones políticas y culturales”.
“Es un objetivo maravilloso, pero queda una gran tarea por hacer”, consideró el gerente general de Royal Caribbean.
Prueba de la buena salud del sector, apuntaron, es que a los 421 buques de crucero que navegan actualmente (270 por mar y 151 por río) se suman este año 22 nuevos barcos con un diseño avanzado y novedosos servicios de ocio. En total, una inversión que supera los 4.000 millones de dólares.
“La industria del mundo del crucero vive un momento de saludable crecimiento y ahora este sector tiene grandes expectativas puestas en China”, un país que constituye una “nueva frontera” de un enorme potencial, pero con el desafío de la escasa y pobre infraestructura, apuntó, por su parte, Pierfrancesco Vago, presidente ejecutivo de MSC Cruises.
En ese sentido, “se necesita que las autoridades chinas creen infraestructura” para incorporar este mercado al itinerario de cruceros, comentó Vago.
El gerente general de Carnival, la mayor operadora de cruceros del mundo, explicó que la naviera que dirige “tiene planes para los próximos cinco años” en torno al mercado chino, un mercado que, “en algún momento, en el futuro”, aventuró, servirá de base para la construcción de buques.
En palabras previas a la conferencia, Arnold Goldstein, también presidente de Royal quiso dejar claro que si esta industria goza de tan buena salud es porque “la gente ama los cruceros, los itinerarios que les permiten vivir experiencias memorables”.
En el recinto ferial abierto hoy al público se han dado cita más de 900 expositores (entre autoridades portuarias y operadores de turismo) y 11.000 participantes procedentes de 125 países, con el propósito de debatir sobre el sector y su futuro y, no en menor medida, utilizar es plataforma para concretar relaciones comerciales y servicios a una escala global.

También puede leer