A National Award-Winning Publication

Poco interés de consumidores en carros autónomos y eléctricos

Los fabricantes de automóviles están invirtiendo miles de millones de dólares en electrificación y autonomía, sin embargo, los consumidores muestran un interés promedio en la oferta que se promueve en ambas áreas, asegura un estudio de la firma Deloitte.

El análisis destaca la ambivalencia que sienten los compradores de automóviles hacia los carros autónomos y eléctricos, y muestra que la cantidad que están dispuestos a pagar por estos sistemas de transmisión y características puede ser menor de lo que piensan las armadoras.

El 58% de los consumidores de Estados Unidos dijeron a la firma de consultoría global que no están dispuestos a pagar más de $500 por la tecnología de vehículos autónomos, aun con la promesa de las empresas de carreteras más seguras, como una herramienta de marketing convincente.

El 48 por ciento de los consumidores cree que los vehículos autónomos serán inseguros, y poco más de la mitad, el 51 por ciento, de los encuestados están preocupados ante la idea de que los vehículos autónomos se prueben en áreas cercanas a donde viven.

La encuesta, realizada para el Estudio Global del Consumidor Automotriz 2020 de Deloitte, afirma que bajo las inversiones masivas en ambas áreas de  la industria automotriz está la suposición de que los consumidores realmente pagarán por tecnologías avanzadas de vehículos cuando aparezcan en el mercado.

Al respecto, Joe Vitale, CEO del sector automotriz de Deloitte, expresa en el informe: “a medida que el escepticismo de los consumidores gana impulso, los fabricantes de automóviles deberían racionalizar los rendimientos del capital invertido para seguir siendo rentables conforme los deseos de los consumidores de comprar nuevas tecnologías continúan disminuyendo”.

Los resultados del análisis son más alentadores para los vehículos eléctricos. El 41% de los consumidores estadounidenses dicen que están considerando activamente un vehículo híbrido eléctrico o de batería para su próxima compra. Eso es un aumento del 29 por ciento solo el año pasado.

Pero hay una desconexión. Aunque el propietario promedio de un vehículo viaja solo alrededor de 27 millas por día, según el estudio de Deloitte, el 41 % también cree que los vehículos con batería eléctrica completa deben tener un alcance de al menos 300 millas. En tanto, persiste la preocupación sobre la infraestructura de carga y cómo se financiará el despliegue generalizado de cargadores.

“El ecosistema automotriz todavía tiene mucho trabajo por hacer para que los vehículos eléctricos sean tan fáciles y convenientes como los motores de combustión interna, reduciendo el costo de los vehículos eléctricos y descubriendo quién construirá y pagará la infraestructura de carga”, expresa en el reporte Craig Giffi, vicepresidente de Deloitte Insights.

Más en Negocios Now