A National Award-Winning Publication

Berenice Tenorio: “Necesitamos reinventarnos y ser más eficientes”

 Berenice Tenorio: “Necesitamos reinventarnos y ser más eficientes”
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Los desafíos del Covid-19 no detienen a la dueña de Nuestra Cocina en su conquista del mercado estadounidense.

Marcelo Wheelock/Negocios Now

El vendaval que ha desatado el Covid-19 ha impactado a Berenice Tenorio, como a muchos otros empresarios hispanos, que ha tenido que modificar diversos aspectos de su negocio y adaptarse a los nuevos tiempos.

Con una mentalidad positiva y mucha creatividad, la propietaria de Nuestra Cocina enfrenta las muchas sorpresas que le ha presentado la pandemia.

La empresaria mexicana abrió su negocio en Illinois en 2013 y desde entonces se ha expandido por todo el país. En la actualidad, sus productos se distribuyen en 22 estados, en tiendas hispanas y en cadenas nacionales de supermercados, incluyendo Walmart, Kroger y Trader Joe ‘s.

Nuestra Cocina produce y distribuye quesos estilo mexicano, bajo la marca Nuestro Queso, además de yogures, cremas, postres y chorizos, entre otros, con la marca Nuestra Cocina.

“El objetivo es llegar a todos los estados, porque ¿dónde no hay latinos?”, dijo Tenorio en una entrevista con Negocios Now. “En todos los estados hay presencia de nuestra comunidad. Entonces esa es la idea, ese es el plan, seguir expandiendo. Y por qué no a otros países, porque la gastronomía mexicana es bien reconocida a nivel mundial”, manifestó.

 Berenice Tenorio: “Necesitamos reinventarnos y ser más eficientes”
“El objetivo es llegar a todos los estados, porque ¿dónde no hay latinos?”, dijo Tenorio en una entrevista con Negocios Now.

 Berenice Tenorio: Retos con el Covid-19

Con la pandemia del Covid-19, sin embargo, llegaron muchas sorpresas, asegura Tenorio. Aunque los planes siguen siendo los mismos, conquistar el paladar de los estadounidense, ha tenido que afrontar numerosos retos que se han presentado en estos últimos años como consecuencia de la crisis que ha desencadenado el virus.

“Cada año han sido retos diferentes, pero todo esto de la cadena de suministros empezó en la segunda mitad del 2021 y a principios del 2022 alcanzó el punto máximo de locura”, afirmó la originaria de San Bartolo Tutotepec, Hidalgo. “Ha mejorado bastante la situación, porque lo peor ya lo pasamos, esos momentos de que había demasiada escasez”.

Tenorio reconoce que la crisis la impactó “muchísimo” y que han tenido que ingeniárselas de distintas maneras. “Nosotros incrementamos los niveles de inventarios. Estamos tratando de tener inventarios más altos con la finalidad de que si tenemos retrasos en la cadena de suministros, de algún material o ingredientes o una máquina se descompone, no impacte a nuestros clientes”, explicó la emprendedora, graduada en negocios internacionales y quien llegó a Estados Unidos en 2004 a trabajar en una empresa en la industria de los alimentos. 

“También hemos buscado ser más eficientes en las líneas de producción. Por ejemplo, se han dejado de hacer productos que utilizan mucha mano de obra. Todos los productos que eran de bajo desplazamiento se eliminaron de las líneas de producción con la finalidad de enfocarnos en productos que eran de alta rotación”, agregó la presidenta de Nuestra Cocina, que actualmente cuenta con unos 30 empleados.

Ante el incremento de la materia prima y el costo de la mano de obra, se han buscado formas de no pasarle esa factura al consumidor, afirma la emprendedora mexicana de 44 años. “Una de ellas es explorar diferentes maquinarias y empaques, con la finalidad de ser más eficientes. En la parte de la distribución, también lo mismo, porque los costos de transporte se incrementaron en un 50 por ciento”.

En ese sentido, explicó que se han encontrado maneras de poner más productos en los ‘pallets’. “Se busca la manera de acomodar más unidades en los ‘pallets’ sin que dañe el producto”.

La pandemia también cambió los gustos y hábitos de los consumidores, que ahora son más conscientes de su salud, por lo que Nuestra Cocina desarrolló una línea de productos probióticos.

“La situación ha mejorado en comparación con los meses anteriores de locura, pero todavía veo este 2022 con retos, como retrasos. Haces un plan para no dejar que te pegue tan fuerte, pero el día de mañana tienes un reto nuevo en la cadena de suministros. Creo que no estamos fuera de peligro”, advirtió Tenorio.

Para esta emprendedora, la creatividad ha sido fundamental para superar los obstáculos que se le han presentado y para salir adelante y seguir creciendo.

Así, Tenorio sigue con su sueño de conquistar todo el país con sus productos mexicanos, no solo el mercado hispano, sino también el paladar de los estadounidenses.

El mensaje de Tenorio a otros empresarios

“El consejo más sabio que quiero compartirles es que definitivamente seguir cómo veníamos operando antes de la pandemia no nos va ayudar a sobrevivir. Realmente necesitamos reinventarnos y buscar la manera de ser más eficientes para ayudar a no pasar todos los incrementos al mercado. Hay que preguntarse todos los días si lo que estoy haciendo lo estoy haciendo bien o hay una manera de hacerlo mejor. Así de sencillo, y es donde te comienzas a poner creativo, a buscarle y a pensarle… y te llevas la gran sorpresa”. 

También puede leer